Más de 50 recetas de tartas muy sencillas de hacer

0

Hoy queremos dar la bienvenida al otoño con algunas recetas de tartas muy dulces, buenísimas y muy fáciles de hacer, para chuparse los dedos. ¡Apunta las recetas!

Hoy quiero contaros tres recetas de tartas muy sencillas de hacer, ¡que podéis hacer hoy mismo! y es que no hay nada mejor que dar la bienvenida al otoño con una receta dulce y lo mejor de todo, para compartirla con amigos, familia o alguien especial.

Recetas de tartas: Tarta de zanahoria

Una receta deliciosa y que impresiona una vez que la hemos probado. No a todo el mundo le gusta la zanahoria, pero sí es cierto que les gusta el pastel de zanahoria, ¿por qué será? es debido a que el pastel es completamente diferente y apenas tiene el sabor u olor de este vegetal. Para hacer esta receta vamos a necesitar:

  • Harina
  • Zanahoria
  • Azcúcar
  • Bicarbonato
  • Nueces
  • Nuez moscada
  • 4 huevos
  • Aceite de girasol
  • Polvos de levadura
  • Canela
  • Sal
  • Aromatizante de naranja

Precalentamos el horno a 175º. Colocamos la harina en un recipiente, añadimos el bicarbonato de sodio, la canela, los polvos para hornear o levadura, la sal y la nuez moscada, es decir, los ingredientes secos, por decirlo de alguna manera. Mezclamos muy bien los ingredientes y reservamos.

Batimos los huevos muy bien y agregamos el azúcar. Batimos una media de dos o tres minutos. Echamos el aceite de girasol y el aromatizante de naranja, aunque también es cierto que podemos emplear extracto de vainilla.

Echamos las nueces en el recipiente de ingredientes secos y removemos bien para que queden bien distribuidas por todo el pastel. Aplicamos entonces los ingredientes líquidos y empezamos a mezclar hasta obtener una masa homogénea y sin grumos. Finalmente, incluimos la zanahoria rallada. Una vez tengamos todo muy bien disuelto y mezclado, agregamos esta mezcla a un molde apto para horno. Es importante recordar que no llenéis el molde puesto que el pastel, una vez en el horno, subirá y si echáis demasiado puede que se derrame y tengamos que volver a empezar.

¡Ya estará listo! Aunque si queréis agregar un poco de queso crema, dicen que es una mezcla perfecta. Yo personalmente adoro el pastel de zanahoria y me gusta sin nada, pero podéis hacer la prueba y ¡luego me contáis!

Recetas de tartas: Tarta de oreo

Quizá no debería existir, porque con sólo probar un bocado ya estás perdido, ¡no puedes evitar comer otro enseguida! Pero existen los ingredientes perfectos para hacerla, así que ya que los tenemos, no vamos a hacer el feo, ¿no? Necesitamos:

  • 200 gramos de galletas Oreo
  • 50 gramos de mantequilla
  • 250 gramos de nata líquida
  • Leche
  • Philadelphia
  • Azúcar
  • Láminas de gelatina

En primer lugar nos vamos a centrar en la base de la tarta. Separamos las galletas Oreo del relleno y trituramos el resto, las dejaremos en un bol y añadimos el relleno y la mantequilla.Todo esto quedará como una mezcla homogénea y espesa. Esta mezcla la pondremos en nuestro molde y lo aplastaremos bien.

Vamos a dejar hecha la cubierta separando galletas Oreo del relleno, a continuación las trituraremos y reservaremos. Como podéis ver es un proceso muy sencillo. Para continuar, vamos con el relleno de la tarta: en primer lugar pondremos en un cazo la nata junto con la leche, el queso, el azúcar y los rellenos de las galletas que hemos reservado anteriormente. Dejaremos que se haga hasta que esté a punto de hervir, ¡pero cuidado! no debe hacerlo.

Ahora añadiremos la gelatina y seguiremos removiendo durante aproximadamente 5 minutos a fuego lento. Ahora debemos dejar enfriar un poco y echar sobre la base fría. ¡Listo! Una receta sencillísima y deliciosa.

recetas de tartas - tarta de oreo

Recetas de tartas: Tarta de queso con arándanos

Si os gusta el queso, por regla de tres os tiene que gustar la mermelada de arándanos. De hecho, una receta muy típica de Murcia es la del queso frito con mermelada. Hoy quiero que apuntéis esta receta porque es una de las más buenas a la hora de elaborar una tarta. ¡Toma nota! Vamos a necesitar:

  • Queso fresco
  • Confitura de arándanos
  • Gelatina en polvo
  • Galletas
  • Azúcar
  • Nata para montar
  • Mantequilla

Cogemos las galletas y vamos a triturarlas hasta que queden bien picadas. Calentamos la mantequilla y la echamos sobre las galletas, será entonces el momento en el que podamos empezar a elaborar la base de la tarta. Vamos a unificarla por todo el molde y dejaremos enfriar unos 10 minutos, de esta manera vamos a estar seguros de que se solidifica correctamente.

Mientras tanto, vamos a calentar una olla y agregamos la nata, el queso fresco y el azúcar. Es importante remover constantemente para que no se pegue. Iréis viendo que se cada vez está más espesa. Colamos la mousse que hemos creado y echamos el resto sobre la base de las galletas. Dejaremos que se enfríe para que cuaje muy bien y una vez esté totalmente dura añadimos la confitura de arándanos. ¡Listo!

¿Qué te han parecido estas tartas? También puedes ver muchas más en nuestro blog de recetas, como por ejemplo:

Ahora que ya sabéis cómo elaborar tartas de manera sencilla, ¿por qué no probar la práctica? Una vez empecéis a introduciros en el mundo de los dulces seguro que os encanta y queréis seguir aprendiendo. Mi favorita, sin duda, es el pastel de zanahoria, ¿cuál es vuestras recetas de tartas favoritas?

Dejar respuesta