Diferentes recetas con mozzarella que seguro repetirás

0

El queso es algo que gusta a mucha gente pero hay poca gente que le guste de verdad. Hoy os contamos algunas recetas con mozzarella que te encantarán.

El queso mozzarella es uno de los quesos de origen italiano más populares. Es cierto que no es fácil encontrar una buena pieza de mozzarella de búfala pues para ello debemos encontrar algún tipo de tienda especializada o italiana. Y es que este tipo de queso es muy versátil, podemos combinarlo con casi todos los alimentos ya que se trata de un queso fresco con un sabor excepcional. Por eso, existe una gran variedad de recetas. Aperitivos, platos principales e incluso postres pueden ser realizados con este producto.

receta ligera
Fuente: Pixabay

Y es que con el buen tiempo empezamos a echar en falta ciertos alimentos como las ensaladas, las cosas frías y algunos platos que hace mucho que no comíamos. Hoy compartimos con vosotros un plato con una presentación especial, apetitosa y lo mejor de todo, ¡deliciosa! Muy sencilla de hacer, no tardarás más de 10 minutos en crear esta obra de arte.

Pinchos de Mozzarella fresca

  • Palitos de brochetas
  • Tomates cherry
  • Hojas de albahaca
  • Mozzarella fresca cortada en cubos
  • 1 Cucharada de Aceite de Oliva
  • Sal y pimienta

Para mayor interés, la esta receta contiene por cada brocheta menos de 100 calorías, todo un placer poder deleitar nuestro paladar con esta delicatessen.

En primer lugar, echaremos en un bol pequeño el aceite de oliva, la sal y la pimienta. Podemos añadir una pizca de vinagre de módena para que quede más sabroso. Sólo nos queda marinar la Mozzarella y dejarla reposar durante 10 ó 15 minutos. Una vez haya cogido ese color tan apetitoso, viene lo divertido: crear las brochetas según nuestro gusto. Cuando hayamos terminado, lo colocaremos en una fuente y, ¡a disfrutar de un plato saludable!pinchos de mozzarella

Mozzarella frita

Una de las recetas más deliciosas para los amantes del queso. Recuerdo la primera vez que probé esta delicia en un bar de tapas cuando pensé que comía una croqueta y cuando di un bocado a la mozzarella frita, sentía cómo explotaba el sabor en la boca. ¡Quedé encantada! es una receta ideal para entrantes y aperitivos. Para esta receta vamos a necesitar:

  • 75 gramos de harina
  • 1 huevo
  • Queso fresco mozzarella
  • Pan rallado
  • Perejil
  • Sal

En primer lugar vamos a escurrir muy bien la mozzarella. Va a depender de cómo la hemos comprado. Yo las compré hechas en bolitas pero si la compramos en su tamaño original podemos hacerlo nosotros mismos. Vamos a rebozar las bolitas ya hechas con harina y un huevo batido. Podemos añadir una pizca de perejil y sal para darle un sabor excepcional.

A continuación vamos a rebozarlas en pan. Es un proceso sencillo pero vamos a tener que asegurarnos de que las bolitas queden bien cerradas por el pan rallado ya que a la hora de cocinar el queso en la freidora puede saltar mucho aceite. Una vez estén las bolitas hechas freiremos con aceite abundante y ya estará listo. ¡Delicioso!

mozzarella frita

Revuelto de mozzarella y parmesano con trufa

Si hay algo mejor que el queso es la idea de mezclar dos quesos. Eso es lo que pensamos los amantes del queso y derivados. Una receta deliciosa en la que podremos saborear y diferenciar dos tipos de queso diferentes en una sola receta. ¡Las recetas con queso deberían comerse más a menudo! Para esta receta vamos a necesitar:

  • 4 huevos
  • 100 gramos de mozzarella
  • Láminas de trufa
  • Aceite de Oliva
  • Sal
  • Pimienta

En primer lugar vamos a cortar la mozzarella en daditos pequeños. El parmesano es un queso totalmente diferente y con un sabor mucho más fuerte. Cortamos el queso parmesano en lonchas finas, si veis que os cuesta mucho porque es muy duro simplemente rayadlo de la forma más gruesa que podáis. Continuamos fileteando la trufa y reservamos. En un recipiente vamos a batir los cuatro huevos y vamos a incorporar sal, pimienta, aceite de oliva y la mozzarella.

En una sartén con aceite caliente vamos a verter esta mezcla e iremos removiendo para ir formando el revuelto. Cuando esté cuajando el huevo vamos a añadir la trufa. Dejamos que se cocine durante no más de 3 minutos y emplatamos. Es el momento entonces de añadir el queso parmesano rayado. ¡Tiene una buenísima pinta! Y sabe mejor.  Podemos añadir cualquier tipo de verduras o tomate para que le de un sabor más jugoso.

mozzarella
Fuente: Yvonne Brettnich

 

Lo mejor de las recetas con mozzarella es que podemos hacer tanto aperitivos como entrantes y platos principales ya que se trata de un ingrediente que se puede comer solo y mucho mejor si lo utilizamos como guarnición, por ejemplo, para fundir el queso en una recetas de pasta. Sin duda este queso puede combinarse con casi cualquier cosa. Ahora que sabes algunas ideas para hacer este tipo de queso, ¿cuál es tu favorita?

Dejar respuesta