Delicioso paté de morcilla tradicional o con Thermomix

0

El paté de morcilla es uno de los muchos que le darán un sabor increíble a cualquier evento o incluso a un simple picoteo.

¡Me encantan los patés! Creo que son un complemento perfecto para cualquier momento y que le pueden dar un toque muy especial tanto a comidas como a cenas, meriendas, picoteos, etc. Además, hay tantísimas posibilidades a la hora de elaborarlos que es una maravilla. Uno de los que más me gusta es el paté de morcilla, y es del que quiero hablar hoy.

Paté de morcilla
Fuente: El blog de Omi

El paté de morcilla se puede preparar de diversas maneras, al igual que cualquier otro, y según los ingredientes conseguirás texturas y sabores diferentes, aunque siempre siendo la morcilla la gran protagonista. Hoy me gustaría enseñaros a hacerlo de dos maneras: la tradicional y con la Thermomix… ¡hay que adaptarse a las modernidades!

Paté de morcilla tradicional

Paté de morcilla
Fuente: Tienda Inglesa

Así puedes preparar este delicioso paté de morcilla de manera tradicional:

Ingredientes

  • 1 morcilla
  • 3 huevos
  • 50 ml nata líquida (para cocinar)
  • Media cucharadita de sal
  • Media cucharadita de pimienta negra
  • 100 ml tomate frito

Elaboración

  • Empezamos el proceso de elaboración cociendo la morcilla con la sal durante unos 10 minutos.
  • Cuando esté lista, quítale la piel y desmenúzala en un cuenco o recipiente similar. Añade los huevos y la nata, batiendo enérgicamente para que todos los ingredientes queden bien mezclados.
  • Salpimenta la mezcla y ponla en un recipiente al baño maría, con fuego medio.
  • Una vez que haya cuajado, sácala del fuego y deja reposar hasta que se enfríe.
  • Ponla en el cuenco en el que la quieras servir y… ¡a disfrutar!

Paté de morcilla con Thermomix

Paté de morcilla
Fuente: Patatas de llover

Si en vez de preparar el paté de morcilla de manera tradicional quieres hacerlo con la Thermomix, esto es lo que vas a necesitar:

Ingredientes

  • 150 gramos de morcilla
  • 100 gramos de tomate frito
  • 200 ml de nata
  • 200 ml de leche evaporada
  • 4 huevos

Elaboración

  • Introduce todos los ingredientes en el vaso de la Thermomix y programa 10 minutos a velocidad 4, temperatura 90º.
  • Ve preparando un molde de plumcake y fórralo con film transparente. Añade el paté y deja enfriar en el frigorífico durante el menos 2 horas.
  • Pasado ese tiempo, ya puedes ponerlo en el recipiente en el que lo vayas a servir y… ¡a disfrutar!.

¿No te gusta la morcilla?

Si la morcilla no te va mucho o quieres hacer otro paté, cámbiala por chorizo, manteniendo los demás ingredientes, y te quedará un paté de chorizo para chuparse los dedos.

El paté es una pasta que se unta y se prepara principalmente a partir de carne picada o hígado y grasa, aunque en los últimos años han aparecido muchísimas recetas que permiten hacerlo de hierbas, verduras, especias y hasta vino. Es ideal para cualquier persona, ya que incluso hay versiones vegetarianas.

¿Cómo se presenta el paté?

Cualquier paté se sirve acompañado de panecillos, del tipo que sea, o incluso varios para que haya más para elegir y casi cada bocado sea diferente. Puedes elegirlo en función de los ingredientes y así lograr combinaciones de sabores muy interesantes.

Paté de morcilla
Fuente: Chef en un click

En cuanto a su presentación, lo más habitual es hacerlo en cuencos de barro, cucharas de emplatado, vasitos y recipientes similares. La decoración le dará un toque muy especial, y dependiendo de sus ingredientes puedes saltear unos frutos secos, hongos o frutas, por ejemplo.

Otras recetas de patés

Si quieres conocer más recetas de patés, puedes visitar algunas de las que hemos publicado en otras ocasiones:

Propiedades nutricionales

La información nutricional del paté puede variar según los ingredientes que lo compongan, pero los datos son similares salvo en el caso de los vegetarianos, ya que no contienen carnes ni grasas. Es un alimento que pertenece al grupo de los embutidos y es muy rico en vitamina B5, B2 y A. Es también rico en sodio, hierro, proteínas, calcio, carbohidratos, zinc, yodo, potasio, magnesio y varias vitaminas además de las mencionadas en el párrafo anterior, como B12, B9, B6, D, K y E.

Reconozco que consumo muchos patés y siempre que organizo algo en casa aprovecho para hacer alguno, y además nutricionalmente también son buenísimos como has podido comprobar, especialmente cuando no utilizas en ellos alimentos muy grasos. El paté de morcilla nunca lo he probado, así que en cuanto tenga ocasión lo preparo.

A ti, ¿te gusta el paté de morcilla? ¿Cuál es tu favorito? ¡Comparte tus ideas con nosotros!

Dejar respuesta