Recetas de postres ligeros para este verano

0

El dulce, chocolate, algo después de comer… nos encanta. Pero en verano quizá resulte demasiado pesado y nos cuesta mucho más comerlo. Por eso hoy quiero contarte algunas recetas de postres ligeros que no sean demasiado pesados al estómago. ¡Pruébalos!

La rutina diaria a la hora de comer consiste en comida, fruta, café y postre dulce. Cuando es invierno es muy fácil comer algo dulce como bollería o pastelería e incluso un trozo de tarta. Sin embargo, en verano comemos mucho menos que en invierno y no solo en cantidad sino que optamos por recetas frías y poco copiosas que nos permitan aguantar el calor.

Existe una gran cantidad y variedad de recetas de postres que elegir. Hoy queremos contarte algunos de los postres ligeros para disfrutar de una dieta saludable durante el verano, sin dejar pasar esos pequeños placeres de la vida como los dulces, un capricho que no podemos dejar escapar. ¡Apunta las recetas!

Queso de burgos y membrillo

Una receta muy simple y con un sabor exquisito y delicioso. Años atrás odiaba el membrillo, me parecía un alimento innecesario y extremadamente dulce. Con el paso de los años, como a todo el mundo le pasa, te van gustando más cosas y amplías tu lista de recetas. Esta receta es muy sencilla de hacer y además es muy saludable, más aún cuando el membrillo está elaborado de forma casera. Necesitaremos:

  • 2 trozos Queso de burgos
  • 50 gramos e membrillo

Lo único que tenemos que hacer es cortar los trozos de queso de burgos en una fuente y haremos lo mismo con el membrillo, tratando de igualar el tamaño de las piezas para que quede como un dulce compacto y no dos piezas separadas. Es ideal para después de comer, no es demasiado pesado y deja un sabor delicioso en la boca.

postre ligero con membrillo
Fuente: Rebecca Siegel

Pastel de galletas con natillas

Una receta que descubrí hace poco y me encantó. Estábamos todas las amigas tomando café cuando una de ellas trajo este pastel tan delicioso y ligero. No es tan ligero como comer fruta pero no es tan pesado como una tarta de 3 chocolates. Me gustó tanto la idea que pregunté cómo se hacía y decidí probar a hacerla. ¡Exquisita! Además, es muy fácil de hacer. Necesitaremos:

  • 1 paquete de natillas
  • Medio paquete de galletas
  • 50 gramos de azúcar

Comenzamos abriendo los dos paquetes de natillas y los echamos en un recipiente y la mezclamos con el azúcar. Normalmente vale con dos paquetes aunque dependerá del tamaño que quieras hacerlo.

La receta la vamos a hacer en  un recipiente con una forma rectangular. Vamos a ir mojando una a una las galletas y las vamos a ir introduciendo en el recipiente como si fuera un brazo de gitano. Cuando hayamos acabado la dejaremos reposar en la nevera durante una noche. Al día siguiente veréis que queda un pastel sólido y está delicioso.

pastel de galletas
Fuente: Nacho

 

Queso fresco, nata y fresas

Elaborado a base de frutas y alimentos frescos para hacer una buena digestión,  el queso fresco con nata y fresas es un postre de verano ideal para después de comer. Se hace muy rápido y puede ser el postre en el último minuto. Necesitamos:

  • 200 gramos de fresa
  • 2 sobres de estévia
  • 1 cucharada de vainilla en polvo
  • 1 brik de nata líquida para montar
  • Queso fresco

En primer lugar lavamos muy bien y cortamos las fresas en rodajas. Las reservamos y ponemos en la licuadora o batidora el queso fresco, la nata, los sobres de estévia y una cucharada de vainilla en polvo. Vertemos la mezcla que hemos hecho en un bol o recipiente pequeño para que sirva como base del postre. Para finalizar vamos a añadir las fresas por encima, ¡queda ideal! podemos añadir un poco de azúcar para decorar.

postre de fresas ligero
Fuente: José Luis Ruiz

 

Brownie ligero

Uno de los postres más deliciosos del mundo es el brownie acompañado de un helado de vainilla para contrastar todo el sabor del chocolate caliente con lo fresco del helado. Sin embargo, suele ser un postre demasiado pesado para el verano y por eso hoy te quiero contar una receta nueva de brownie ligero para que no pese demasiado al estómago. ¡Pruébalo!

Necesitamos:

  • Avena en polvo
  • Proteínas en polvo sabor chocolate
  • Almendras molidas
  • 2 huevos
  • Levadura
  • Nueces
  • Mantequilla

Introducimos la avena en polvo, las proteínas con sabor chocolate y las almendras en un recipiente o bol. En otro recipiente mezclamos la mantequilla, la levadura y los huevos y batimos muy bien hasta obtener una mezcla homogénea y con una textura suave. Introducimos la mezcla líquida en el primer recipiente y batimos muy bien y de manera constante hasta obtener una mezcla consolidada.

Por último y cuando ya tengamos todos los ingredientes mezclados añadimos las nueces. Introducimos en el horno a 180º durante aproximadamente 25 minutos, dependiendo de la potencia del horno y ¡listo! Podemos combinarlo con un helado de vainilla. Un postre ligero con todo el sabor del chocolate ideal para después de las comidas.

receta de postre ligero brownie
Fuente: Bárbara M

Como véis, no hace falta que todos los dulces sean necesariamente pesados. Podemos optar por una gran variedad de postres ligeros para después de comer o para una merienda saludable. Ahora que ya sabes cómo hacer las recetas, ¡ponlas en práctica!

Dejar respuesta