Las hamburguesas se han convertido en un plato que va mucho más allá de un simple plato de comida rápida. Hay hamburguesas que son manjares para nuestra boca. Solo es necesario buscar un buen restaurante hamburguesas que ofrezcan productos de calidad, con sabores sorprendentes. Hamburguesas hay de muchos tipos,  dependen de la carne utilizada, el tipo de pan o los acompañamientos que se utilicen. Ahora bien, ¿qué debería tener la hamburguesa perfecta? Está claro que no todo el mundo tiene los mismos gustos, y que lo que para mi puede ser perfecto, para vosotros puede ser todo lo contrario. A pesar de esto, vamos a intentar conocer lo necesario para disfrutar de una gran hamburguesa.

La carne de las hamburguesas

Como no podía ser de otra forma, la carne es lo más importante de cualquier hamburguesa. Para conseguir una gran hamburguesa, es primordial utilizar carne de primera calidad, independientemente del tipo de carne que vayamos a utilizar, aunque las hamburguesas originales siempre han sido de ternera.

En relación a carne, es importante que una vez picada, no demoremos más de un día su uso, ya que con el paso del tiempo la carne se oxida y pierde todo su sabor. Nosotros siempre recomendamos comprar carne fresca para hacer las hamburguesas. Cualquier restaurante americano Madrid busca siempre las mejores piezas de ternera para sus platos.

También está la opción de elaborar hamburguesas con otro tipo de carne, como puede ser pollo o cerdo, aunque en el caso del pollo, muchos no la consideran hamburguesas. En estos casos, el uso de carne de pollo de corral o carne de cerdo ibérico, aportará un sabor diferente a la hora de preparar las hamburguesas. Además de carne, también se podría optar por utilizar pescado para su preparación como puede ser el atún o el salmón.

No hace falta decir que independientemente del tipo de carne a utilizar, deberemos salpimentarla a nuestro gusto para darle mayor sabor.

El pan de las hamburguesas

El siguiente punto es elegir el pan donde colocaremos la carne y que tiene más importancia de la que podamos pensar. No nos equivocamos si decimos que si el pan no acompaña, la hamburguesa no puede ser perfecta. Ahora bien, ¿cómo debería ser el pan?

Entre las cosas que deberíamos tener en cuenta, la textura es una de las características principales. Este debería ser lo más tierno y suave posible, pero que a su vez ofrezca resistencia para que no se desmorone cuando se añadan todos los ingredientes. Por otro lado también está el sabor. Este debería ser muy sutil para que no influyera en el sabor del verdadero protagonista. Los panes con sabor dulzón los rechazaría de inmediato.

Que tenga o no sésamo ya depende de nuestros gustos, ya que no influirá prácticamente en el resultado final.

Ingredientes de acompañamiento

Además del pan y la carne, una buena hamburguesa debe estar formada por otros ingredientes, ya sea dentro de la misma o bien como guarnición. En muchos casos, estos ingredientes son los que pueden llegar a hacer que una hamburguesa destaque sobre el resto de competidoras. Veamos cuales son los que no pueden faltar en cualquier elaboración.

Lechuga

La lechuga será la encargada de aportar frescor a la hamburguesa. Hay diferentes tipos de lechugas, pero para mi, la tipo iceberg es la que más me gusta a la hora de acompañar una hamburguesa. A la hora de utilizarla, debemos estar seguros de que es fresca y que no está pasada, ya que de ser así, podría aportar un sabor amargo que no suele ser muy agradable en boca.

Tomate

Siempre debemos utilizar tomates de primera calidad, aunque los mejores solo están disponibles en verano. El tomate se encarga de aportar jugosidad al plato, por lo que nunca debería faltar. No es bueno abusar ya que en el caso de que el pan se empape mucho, podría hacer que todo se desmoronase.

Cebolla

Otro ingrediente que no puede faltar debido a su característico sabor. Aunque muchos la prefieren cruda, ¿por qué no cocinarla un poco o bien caramelizarla? De esta forma conseguiremos potenciar su sabor.

Queso

Quesos hay muchos y para todos los gustos. Manchego, cabra, Cheddar o brie, por citar solo algunos ejemplos. Con el queso podemos jugar mucho, más o menos fundido, con más o menos sabor. La cuestión es combinar y que aún ganando protagonismo no se lo robe del todo a la carne.

A todo esto habría que añadirle las salsas como mostaza, ketchup o cualquier otra que sea de nuestro agrado.

¿Qué otras cosas pensáis que debería llevar la hamburguesa perfecta? Animaros y compartir con todos nosotros vuestros comentarios. ¡Os estamos esperando!

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here