Lenguado asado con mantequilla de avellana

0

Dale un toque de glamour al pescado y atrévete a innovar y jugar con los sabores. Aprovecha la oportunidad que te da la receta que hoy os traemos, lenguado asado con mantequilla de avellana, una receta ideal para quedar como un auténtico chef. ¡Toma nota!

Entre todos los pescados que nos podemos llevar a la boca, mi favorito es el lenguado. Desde pequeño me gustaba comerlo, pero el problema es que no siempre era posible. Los padres miraban mucho la economía y entonces la cosa no estaba para derrochar. Recuerdo que mi madre siempre lo enharinaba y lo freía, pero cuando descubrí la receta de lenguado asado con mantequilla de avellana, la cosa cambió, y ahora siempre que puedo la preparo para mi familia.

lenguado asado con mantequilla de avellana
Fuente: Puamelia

Ingredientes para lenguado asado con mantequilla de avellana

  • 4 lenguados hermosos con piel, descamados, y limpios de espinas laterales
  • 1 pedazo grande de mantequilla
  • 1 pizca de vinagre de Jerez
  • Perejil picado
  • Sal

Preparación del lenguado asado con mantequilla de avellana

Conocidos los ingredientes, es hora de empezar con los pasos que hay que seguir para preparar esta receta.

  1. Lo primero que haremos será sazonar los lenguados por sus dos caras, reservándolos para su uso posterior.
  2. En una sartén grande añadiremos la mantequilla, poniéndola a fuego lento. Es importante que dejemos que la mantequilla empiece a formar una especie de espuma blanca, pero con cuidado de no quemarla. Cuando la mantequilla se tueste ligeramente y empiece a desprender un ligero olor a avellanas, es la señal de que hemos llegado al punto óptimo.
  3. A continuación, añadiremos los lenguados por el lado de la piel oscura. Lo dejaremos a fuego lento para no quemar la grasa. Pasados cinco minutos, les daremos la vuelta y dejaremos que se hagan por el otro lado. Debemos notar que los lomos se despegan fácilmente de la espina.
  4. Una vez hecho esto, añadiremos a la grasa donde los hemos frito el vinagre, dejándolo que se reduzca unos segundos al fuego. Añade unas nueces de mantequilla fresca y espolvorea con abundante perejil y un poco de sal.
  5. Con ese jugo que hemos preparado, rociaremos los lenguados.

También podéis disfrutar de la receta de lenguado enrollados con salsa.

Dejar respuesta