Receta de tortitas de plátano para niños

0

Las tortitas de plátano son una idea original y deliciosa para cualquier postre o merienda. Si hay niños en casa, una vez que las prueben te las pedirán muchísimas veces.

Tortitas de plátano
Fuente: AMC

Mi niña está a punto de cumplir dos años y constantemente busco la manera de darle cosas nuevas para comer, o bien los mismos ingredientes de siempre pero cocinados de forma diferente y original. La verdad es que tengo la suerte de que es de buena boca y todo se lo come encantada, especialmente cuando es una receta como la que traigo hoy.

Estas tortitas de plátano se me ocurrieron hace unos meses, ya que quería darle a Emma (que así se llama mi niña), piezas de fruta pero sin ser en papilla o trozos. Por su textura todavía no le gusta comer la fruta en trozos, así que siempre busco formas originales como estas. Como las tortitas sí que le gustan, busqué en internet si había alguna receta con plátano, y me encontré unas cuantas.

¡Muy fáciles de hacer!

Esta receta de tortitas de plátano es muy fácil de hacer, tanto que en 5 minutitos ya estarán listas. Son perfectas para un desayuno, una merienda o incluso un postre… ¡y deliciosas para niños y mayores! No llevan harina ni azúcar añadido, solo el de los plátanos, así que es una merienda saludable y perfecta para una dieta sana y equilibrada.

¿Qué ingredientes necesito?

Las tortitas clásicas tienen muchos ingredientes, pero esta receta tiene solo dos: huevos y plátano. Las cantidades varían en función de cuantas quieres, yo aprovecho para hacer unas cuantas y que podamos comer todos. Yo utilizo dos huevos y un plátano y medio, y con eso me da para unas 15 tortitas pequeñas.

¿Cómo se preparan?

Lo primero que tienes que hacer es cortar la fruta en trozos pequeños y meterlos en el vaso de la trituradora. Bate los huevos y añádelos al vaso. Mezcla durante varias segundos hasta que tengas una mezcla homogénea y sin grumos. Procesa las veces que sean necesarias hasta conseguir la masa deseada.

Pon a calentar una sartén antiadherente, añade muy poquito aceite o mantequilla y espera a que esté caliente. Mete la masa en un biberón para repostería, o bien déjala en un recipiente y utiliza un cucharón para ir sacándola poco a poco. Si lo haces con el biberón puedes darle la forma que quieras según vas poniendo la mezcla en la sartén, o bien puedes utilizar algún molde para que queden exactas.

Como la mezcla no lleva harina, las tortitas serán más blandas que las que sí la llevan, por eso deben ser pequeñas. Si son grandes, será casi imposible darles la vuelta. Cuando veas que la tortita ya está dorada por abajo, dale la vuelta con una espátula y deja que se haga por el otro lado. Normalmente es un minuto en cada lado.

Como consejo, asegúrate de que están doradas antes de darles la vuelta, porque si no lo están serán muy blandas y lo más probable es que se rompan. Si quieres que te queden esponjosas, hazlas un poquito gruesas.

¿Cómo se sirven?

Tortitas de plátano
Fuente: La Navidad

Hay muchísimas formas de servir estas tortitas de plátano, en realidad cada uno las sirve como más le apetezca. Además, no es lo mismo para un desayuno completo que para una merienda. A mí me encanta acompañarlas con miel, nata, mermelada… ¡cada día algo diferente!

Yo normalmente las pongo todas en un plato para servirlas después en platos de postre individuales, y pongo un cuenco con mermelada, miel o lo que sea que utilice para acompañarlas. La mermelada la pongo light, que si no lleva mucho azúcar y no me gusta darle tanto a la niña, y miel no le dejo poner mucha, solo un poquito para darle sabor.

¿Más tortitas de frutas?

Tortitas de plátano
Fuente: Una fiera en mi cocina

Hay muchas más tortitas de frutas que se pueden hacer, aunque normalmente de manera diferente ya que la consistencia del plátano es diferente a las demás. En este caso, la fruta la tienes que laminar, por ejemplo fresas o manzana, y las tortitas llevarán harina.

Ingredientes

  • 100 gr de harina
  • Una cucharada de azúcar
  • 2 huevos
  • 125 ml de leche
  • Aceite de oliva
  • Fruta

Elaboración

Empieza mezclando los huevos con el aceite y añade la leche. Después incorpora poco a poco la harina para que no se formen grumos. Debe quedar una masa un poco espesa para que las tortitas no queden muy finas. Calienta una sartén con un poquito de aceite de oliva y ve añadiendo la masa, que cubra la parte deseada para darle ese tamaño. Cuando aún esté un poco líquida, sin hacerse del todo por abajo, coloca unas cuantas láminas bien repartidas. Dale la vuelta cuando esté hecha por abajo y deja que se haga también por ese lado, normalmente en un minuto por cada uno ya estarán.

Cualquiera de estas recetas está genial para los niños, y además les gustan tanto las tortitas que puedes camuflar cualquier fruta que se las comen encantados. ¿Te animas a probarlas?

Dejar respuesta