La fuente de chocolate siempre es una buena opción para ofrecer a nuestros amigos, familiares e invitados un delicioso postre, sea cual sea la ocasión. Es por eso que hoy te enseñamos cómo preparar el chocolate especial para que, además de un placer para el paladar, lo sea para los ojos.

Hay muchos modos de presentar un postre elegante para ocasiones especiales. Ya sea para un cumpleaños, una boda, un compromiso, un evento corporativo o una sencilla reunión entre amigos, una fuente de chocolate puede ser el toque para ofrecerles a nuestros invitados una deliciosa manera de cerrar la velada.

Todos sabemos cuánto gusta el chocolate, venga en la forma en la que venga. Como postre o tentempié, es bienvenido tanto cuando hace calor como cuando hace frío, y es ideal para compartir con otros en encuentros formales e informales. En este caso, deberá ser un chocolate especial para que sea disfrutado a un 100 % por los asistentes.

Generalmente se combina con otros bocados o frutas.

Datos a tener en cuenta

Para realizar esta receta será necesario tener algunas cosas en cuenta, ya que no se trata solamente del chocolate y de cómo lo preparemos, sino que la fuente será también una parte importante. Tendrás que observar la fuente de la que dispongas para tener una idea más clara de las cantidades de chocolate. Para este tema, las fuentes de chocolate de Dimoba suministros son de la mejor calidad y a un gran precio. En Dimoba Suministros se pueden encontrar las características de los productos, precios accesibles y provechosos descuentos en todo tipo de accesorios y utensilios que puedan serte útiles para la elaboración de tus recetas.

Para esta ocasión en particular, recomiendo comprar fuente de chocolate de 4 pisos de Dimoba, ya que tiene una gran capacidad, alcanzando hasta 2,5 litros de chocolate fundido. Esta además, es de acero inoxidable, con lo cual es aún mejor, ya que soportará con más resistencia las temperaturas, conservando el chocolate caliente por más tiempo.

De esta manera, estará disponible para ti y tus invitados, para que cada uno se sirva en el momento que quiera y puedan compartir en calma.

Por otro lado, también deberás saber cómo volcar la preparación y poder usar la fuente, asegurándote de que todo funcione a la perfección, por lo que luego te daré algunos consejos.

Ingredientes

  • 200 gramos de chocolate Fondant en trozos
  • 200 ml de nata líquida
  • 1 cucharada de whisky o ron

Elaboración

Para esta receta en particular no utilizaremos aceite, ya que en muchas ocasiones puede resultar especialmente pesado. Generalmente, el aceite cumple la función de hacer fluir el chocolate, pero veremos que podemos conseguir el mismo resultado mediante el uso de otros ingredientes, y de manera realmente sencilla.

Por eso es que usaremos el chocolate Fondant, ya que tiene una consistencia particular que lo hace más fácil de manejar. Está compuesto en un 40% de pasta de cacao y en otro 40% de manteca de cacao. Es la razón por la que es muy usado para la repostería, y para fuentes o fondues. Si no fuéramos a disponer de este tipo de chocolate, podemos sustituirlo por otro que tenga una consistencia similar.

Para empezar, lo haremos precalentando un poco nuestra fuente. Si fueras a utilizar una fuente con la herramienta de ajustar la temperatura, deberemos ajustarla a unos 100 °C. Esto es para que una vez que tengamos el chocolate listo, no llegue a perder el calor.

Mientras tanto, en un recipiente (puedes usar un típico recipiente de fondue) calentaremos la nata a fuego moderado, y a ella le agregaremos pronto los trozos del chocolate Fondant. Vamos a revolver lentamente hasta que acabe de derretirse por completo el chocolate, y llegue a fundirse bien con la nata.

Una vez que ambos ingredientes se hayan incorporado bien, le añadiremos el ron o el whisky y continuaremos removiendo para mezclar todo.

Y ya está, tenemos nuestro chocolate listo. Ahora queda verter la mezcla en la fuente y preparar la presentación para nuestros invitados. Para disfrutarlo, podemos escoger distintos tipos de frutas, como trocitos de naranja o banana, además de otros dulces o bocaditos que podamos mojar en el chocolate.

Tips para el uso de la fuente

No es complicado usar una fuente de chocolate, aunque sí requiere de cierto cuidado. Por eso, también será importante que consultes las instrucciones en su manual. Ya eso te dará una pauta de en qué aspectos deberás ser particularmente cuidadoso o cuidadosa. Aun así, te doy algunos consejos para que se te facilite la tarea de ponerla en funcionamiento, y hacer uso de ella durante tu evento especial.

Primero, para verter el chocolate correctamente, debes hacerlo en la base de la fuente. De esta manera, el chocolate se irá desplazando por las otras partes de la máquina y ésta misma se encargará de impulsarlo hacia la parte superior, a través de la columna central. El mecanismo hará que se repita una y otra vez, fluyendo el chocolate y haciendo que caiga por los platos, de uno en uno.

A continuación, querrás colocarla en el lugar al que esperas que se acerquen tus invitados para servirse. Normalmente, las fuentes se colocan en el centro de una mesa, ya sea de las redondas o de las rectangulares: el centro hace que se conviertan en el punto de atención.

Puedes poner a su alrededor platitos con las frutas frescas o los dulces, o directamente colocar éstos en la base o en algunos de los platos de la fuente, para que vayan bañándose con chocolate.

Recuerda que el uso continuo de la fuente provocará que caigan algunas gotitas sobre la mesa, por lo que tal vez lo mejor sea que pongas un mantel o cobertura para evitar que la superficie se ensucie. Y, claro, ¡servilletas!

Por último, ten en cuenta que la limpieza de la fuente es muy importante. Intenta evitar que, una vez que hayas dejado de usarla, el chocolate no se enfríe y se endurezca, ya que esto hará más complicado limpiarla. Asegúrate de quitar todo el chocolate de la fuente, y, si quisieras introducir alguna parte de la máquina en el lavavajillas, consulta el manual primero.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here