Miloja de crema y nata

0

Si estás cansad@ de preparar siempre los mismos dulces para tus celebraciones, hoy os queremos traer una receta de una sencilla tarta. Se trata de hojaldre relleno de nata y crema. Aunque hemos dicho tarta, también se puede hacer como pasteles individuales, lo único sería partir la masa de hojaldre al tamaño que queramos.

Como hemos dicho, se trata de un dulce muy rico y sabroso, aunque puede ser un poco complicado de comer ya que se puede desmoronar la estructura al morder, pero aunque esto pase, el resultado será siendo igual de bueno.

milojas de nata y crema

Ingredientes para elaborar este dulce:

  • 3 placas de hojaldre
  • 6 yemas de huevo
  • 125 gr de azúcar
  • 750 ml de leche
  • 50 gr de maicena
  • canela en rama
  • piel de un limón
  • 750 ml de nata muy fría
  • 6 cucharadas de azúcar (2 por cada 250 ml de nata)
  • azúcar glas

Veamos a continuación el proceso para su preparación. Este proceso lo dividiremos en varias partes ya que habrá que cocinar el hojaldre, crear la crema y montar la nata antes de juntar todo.

Preparación del hojaldre

Lo mejor en estos casos es seguir las indicaciones del fabricante del hojaldre, pero de forma general lo primero que debemos hacer es desenrollar la lámina y con un cuchillo, lo pinchamos por varios sitios. Para que salga lo más fino posible, al meterlo en el horno, le ponemos otra bandeja encima para que haga peso. En 20 minutos el hojaldre debería estar perfecto.

Este proceso lo repetimos con cada una de las láminas.

Preparación de la nata

A la hora de montar la nata, es muy importante que ésta esté lo más fría posible, al igual que las varillas que utilicemos para montarla, ya que nos facilitará la tarea. El proceso es muy sencillo. En un recipiente añadimos la nata y empezamos a batirlas con las varillas. Cuando la nata empiece a espesar un poco, le añadimos la mitad del azúcar.

Cuando veamos que está semimontada, le añadimos el resto y seguimos batiendo hasta que se quede montada.

Preparación de la crema

Lo primero que hacemos es poner al fuego la leche junto con la canela en rama y la piel de limón. Cuando empiece a hervir, lo quitamos del fuego y lo colamos.

A continuación lo volvemos a poner a fuego lento y le añadimos el azúcar, la maicena y las yemas de huevo. Todo esto lo movemos sin parar con las varillas para evitar que se formen grumos. No paramos de mover para evitar que rompa a hervir y estamos así hasta que empiece a espesar. Cuando esté lista lo retiramos del fuego y lo dejamos enfriar, pero sin llegar a enfriarse de todo ya que se compactaría y complicaría su manejo.

Montaje

Este es el proceso más fácil. Lo primero que hacemos es coger una lámina de hojaldre, sobre ella le añadimos la crema. A continuación ponemos otra lámina de hojaldre y le extendemos la nata. Por último ponemos la última lámina de hojaldre y finalmente decoramos con azúcar glas.

Si queremos, podemos quitar el hojaldre del medio y colocar la nata encima de la crema.

Dejar respuesta