-

Cómo afrontar la reforma perfecta de tu cocina

Hoy en día, en la mayoría de los hogares, la cocina se ha convertido en uno de los espacios más importantes. En esta parte de la casa es donde las familias pasan más horas a lo largo del día, no solo para preparar la comida, sino en muchos casos se convierte en lugar de trabajo o de estudio de los más pequeños. En definitiva, se puede decir que hacemos vida en la cocina. Por este motivo, es importante contar con una cocina que esté adaptada a nuestras necesidades, una cocina moderna, espaciosa y abierta a nuestro hogar. Todo esto hace que la cocina sea la estancia más viva del hogar, convirtiéndose también en una de las zonas más propensas a ser reformadas, ya sea parcial o integral. Ahora bien, a la hora de realizar una cocina, ¿sabes cuáles son los pasos clave para que la reforma se lleve a cabo con éxito?

Antes de empezar con el cambio, es muy importante poner las reformas de cocinas en manos empresas serias, que tengan experiencia y que trabajen con materiales de la mejor calidad. Así te asegurarás que la reforma de tu cocina está en buenas manos. Solo de esta forma podremos conseguir hacer de este lugar, un sitio donde poder realizar las tareas cotidianas de forma cómoda. Veamos a continuación algunas claves que nos ayudarán en todo este proceso de reforma.

Pensar en nuestras necesidades

Aunque puede parecer evidente, antes de empezar la reforma, lo primero que deberíamos hacer es parar a pensar qué es lo que necesitamos y cómo queremos que sea nuestra cocina nueva. En este sentido, existen muchas posibilidades: cocina abierta, con barra, con isla… Cuando tengas la idea clara, piensa que en todo el proceso puede sufrir algún tipo de cambio, pero siempre teniendo presente que no todo vale. Es decir, si tienes claro que no quieres una isla, luego no te dejes llevar por los diseños con islas, porque al final, lo más fácil es que acabes cambiando de idea completamente, instalando algo que realmente no necesitas.

Elección del suelo

A la hora de elegir el suelo, es importante tener en cuenta que en la cocina se emplea productos que pueden dejar manchas en la superficie, de ahí la necesidad de tener mucho cuidado con la elección del material del suelo. Lo más recomendable es instalar un suelo resistente a cualquier tipo de producto, además de que sea fácil de limpiar. El suelo de vinilo es una de las mejores opciones en la actualidad.

Acertar con la elección de los electrodomésticos

Otra de las decisiones más importantes es la elección de los electrodomésticos. Es necesario tener en cuenta aquellos con los que queremos contar, para determinar el diseño. Hay algunos que son imprescindibles, como la nevera, el horno o el microondas, pero hay otros que pueden que no sean necesarios.

También es importante que sean de bajo consumo. De esta forma conseguiremos reducir nuestra factura de la luz, además que colaboramos con el cuidado del medio ambiente.

Los muebles

reformas cocina

Los muebles también nos ofrecen una amplia variedad de opciones disponibles en el mercado: madera maciza, melamina o PVC son algunas opciones.

En cuanto a las maderas, la cuestión radica en la calidad del mueble. El alma de los tableros puede ser aglomerado o macizo y la gran diferencia es que en el primer caso es necesario chaparlo con melamina. En el caso de la melamina, el principal problema es que se trata de una chapa delgada que puede dar problemas en los cantos, ya que la humedad y la grasa puede hacer que con el paso de los años se despegue.

Dependiendo de la elección del material, el precio podría variar considerablemente, siendo los muebles de madera maciza los más caros.

La elección de la encimera

La encimera es otro de los puntos importantes a la hora de reformar una cocina y un punto donde no deberíamos escatimar en gastos. Hay que recordar que será en ella donde realicen la mayoría de las acciones a la hora de cocina, por lo que debería ser resistente, siendo capaz de aguantar cortes, abrasiones y todo tipo de líquidos.

Aquí también nos podemos encontrar diferentes tipos de encimeras, desde la formica, pasando por el mármol o el granito, o las de cuarzo. Las primeras son las más económicas, pero también las menos resistentes. Las de piedra natural suelen ser más caras, pero son las más resistentes. La única pega es que es un material que no se puede tratar y suelen traer vetas que estarán presentes. Por último, las de cuarzo se han convertido en una de las más utilizadas ya que es un material duradero, resistente e impermeable, pero también es más caro y algo sensible a las altas temperaturas.

Iluminación

Por último, es importante hablar de la iluminación. La mejor opción a la hora de realizar la reforma, es que la distribución de los muebles se haga alrededor de las ventanas que puedan tener la cocina. Con esto se busca aprovechar al máximo la luz natural, lo que a la larga puede derivar en una reducción del consumo eléctrico.

También hay que tener en cuenta que la luz natural no será suficiente, por lo que será necesario saber elegir una buena iluminación artificial. Hoy en día, una de las opciones más demandadas son los muebles con iluminación integrada.

Aquí os hemos dejado algunas claves que siempre hay que tener en cuenta a la hora de reformar la cocina, pero la mejor opción es ponerse en manos de algún experto que nos asesore en todo el proceso.

Lo último...