5 claves para hacer dibujos sobre la espuma del café en casa

latte art

De un tiempo a esta parte, el Latte Art se ha hecho muy popular entre los amantes del café. Para quien no haya escuchado hablar de este concepto, se refiere a presentar el café adornado con dibujos sobre su superficie, con el afán de conseguir una mejor presentación. Cada vez son más el número de cafeterías que ofrecen este servicio, como reclamo para sus clientes. Muchos de vosotros podéis pensar que este arte solo está al alcance de profesionales, pero nada de eso, ya que también lo podemos hacer en casa. Para ello, hoy os queremos compartir algunos consejos si queréis iniciaros en el Latte Art desde vuestro hogar.

Cómo obtener espuma de leche sin vaporizador

Lo más fácil a la hora de realizar Latte Art, es que el café sea preparado en una cafetera de expreso y con leche al vapor, pero no todo el mundo dispone de este tipo de cafeteras en su hogar. Cafeteras hay de muchos tipos diferentes, por ejemplo, aquí podréis encontrar una guía de compra de cafeteras Krups. Esto no significa que no se pueda realizar estos dibujos sobre el café que se haya preparado de otra forma, pero sí que es importante una buena espuma de leche.

A la hora de conseguir esa espuma, hay varias técnicas que podemos utilizar de forma manual. Una de ellas consiste en utilizar un espumador de leche, que nos permitirá conseguir esa espuma de forma muy sencilla.

En el caso de no tener ese utensilio, podríamos conseguir la espuma de la siguiente forma. Llenaremos hasta la mitad un recipiente que se pueda cerrar de forma hermética. Luego lo agitaremos durante 30 segundos, hasta que ocupe todo el recipiente. Después de eso, la leche la calentaremos en el microondas a máxima potencia durante medio minuto. Al final, tendremos una leche espesa y espumosa para mezclar con el café.

Acertar con la leche

Otro aspecto importante es elegir la leche que utilizaremos, ya que no es lo mismo conseguir la espuma con leche desnatada que hacerlo con una leche entera. Esta última, es algo más dulce y genera más espuma, mientras que la desnatada es más simple y la espuma más ligera. Aquí la clave está en practicar con distintos tipos de leche hasta que encuentres la que mejor se adapta a tu técnica.

Uso de herramientas adecuadas

Para facilitar todo el trabajo en el Latte Art, se puede utilizar una serie de herramientas que pueden resultar muy útiles. Podemos destacar las siguientes:

  • Pichel de acero inoxidable: se trata de un utensilio que nos ayudará a verter la leche con mayor precisión sobre el café.
  • Espumador: ya hemos hablado de este utensilio anteriormente, ya que puede ayudarnos a conseguir la espuma necesaria para realizar los dibujos.

Controlar el movimiento de tu muñeca

Además de contar con una buena espuma de leche, es primordial controlar el movimiento de nuestra muñeca. La taza debe estar inclinada ligeramente e ir dejando caer la leche de forma suave desde una altura de un par de dedos, todo esto mientras hacemos movimientos con nuestra muñeca. También es importante que el dibujo se haga en el centro de la taza para que se vaya extendiendo.

Otra opción es la de utilizar plantillas con dibujos predefinidos que facilitará mucho el proceso de decoración de las tazas de café.

Empezar con dibujos para principiantes

A todo el mundo nos gustaría poder hacer cualquier dibujo sobre el café, pero lo más importante es empezar con dibujos básicos hasta controlar la técnica. Veamos a continuación los tres diseños más básicos por los que empezar.

Espiga en el café

Para hacer este dibujo, hay que ir vertiendo la leche de forma continua pero moviendo la jarra a uno y otro lado para conseguir un dibujo que se trace como zigzag. El paso final es atravesarlo con un chorrito de leche para conseguir este dibujo.

Dibujar un corazón en el café

Para lograr hacer un “corazón”, llenaremos la taza con la parte líquida de la leche, haciendo movimientos circulares o en espiral, empujando la crema del café y contrastando el color. Alejaremos la jarra, declinándola para cortar con un fino hilo de leche más líquida.

Hacer un tulipán

En este caso, hay que hacer varias manchas blancas sobre la superficie del café como si se quisiera dibujar varios corazones, uno debajo de otro. Al final, todas esas manchas se atraviesan con el chorrito de leche para conseguir el diseño buscado.

A lo largo de nuestra publicación, hemos compartido algunos consejos que os pueden ayudar en vuestro proceso de creación de dibujos sobre el café, pero lo más importante es practicar hasta tener controlada la técnica.

Ir arriba