El auténtico Tinto de Verano

0

El buen tiempo nos anima a refrescarnos, y no solo nos referimos a meternos en la piscina de turno cuando hace mucho calor, sino también a la hora de refrescarse por dentro. Una cerveza bien fría puede ser una buena opción, pero para mi gusto, no hay nada mejor que un buen tinto de verano y si es casero mucho mejor. Aprende a prepararlo y disfruta de los días que aún quedan antes de que el verano llegue a su fin.

Alternativa a la sangría

Tinto de Verano
Fuente: blogspot

Hablar de cócteles y de España en verano, es hablar de la sangría. Quizá sea la bebida más representativa de nuestro país, y la más conocida por los millones de turistas que nos visitan cada año. Pero en realidad, el cóctel más emblemático español es el denominado como “tinto de verano”. No tendrá el glamour de otros tragos como el cóctel Manhattan, pero tiene algo que a todo el mundo le gusta.

No es raro pasear por las terrazas de los bares de cualquier localidad, y encontrar en la mesa a personas con una jarra bien fría de esta bebida. Ya sea en la playa o en la ciudad, el tinto de verano es la única bebida capaz de saciar nuestra sed.

El problema que nos podemos encontrar, es que la que sirven en los bares, suele ser muy artificial. Aunque está buena, yo prefiero el tinto artesanal, que todo el mundo puede hacer en su casa. Es precisamente este lo que pretendemos con esta entrada, que seáis capaces de preparar el mejor tinto de verano del mundo.

Ingredientes para el tinto de verano

Lo primero de todo, será conocer los ingredientes que vamos a utilizar para su elaboración.

  • 3 vasos de vino tinto
  • 2 vasos de Sprite o 7Up
  • Un poco de lima o de limón
  • Cubitos de Hielo
  • Trozos de frutas opcional (manzana, melocotón…)
tinto de verano
Fuente: theyummytruth

Pasos para preparar el tinto de verano

Preparar esta receta refrescante que hoy os traemos, no es nada complicado, pero siempre está bien recordar los pasos por si hay algún despistado entre nosotros.

Lo primero de todo será coger una garra grande y añadir todos los ingredientes en su interior. En mi caso, me gusta hacerlo siguiendo un determinado orden. Empiezo por el vino, luego añado los vasos de Sprite, para terminar añadiendo la fruta que habremos picado en trozos no muy grandes. Tampoco se nos debe olvidar añadir el jugo del limón o de la lima, lo que hayamos elegido.

Para conseguir el sabor deseado, os recomiendo que vayáis probando la mezcla para determinar si necesita más o menos cantidad de Sprite. La cantidad dependerá de si nos gusta más o menos fuerte.

Cuando tengamos el punto adecuado, lo mezclaremos con el hielo. Por último, lo único que nos quedaría sería disfrutar de esta bebida veraniega. A la hora de servirlo, lo podremos acompañar de una rodaja de limón que le dará un toque más de frescor. Además de quedar perfecto.

Dejar respuesta